Cuando ya no pueda...

Cuando ya no pueda evocar experiencias de intensa emoción como cuando mi madre me abrazaba animándome ó como cuando mi padre colocaba su mano en mi hombro.

Como cuando mi amor me acompañaba y me sorprendía con un beso ó cuando mi hija me regalaba su mejor dibujo.

Como cuando mi hermano me comprendía en silencio y mi amigo me recordaba algún gesto mío vital para él y olvidado por mi.

Cuando eso ya no pueda ser, entonces estaré presente como una vibración de amor disponible.